El secreto para aprender finlandés y sentirse idiota al mismo tiempo

Me senté en el extremo izquierdo de la primera fila, el único lugar libre que pude encontrar en toda la clase.
Saqué un cuaderno de notas y escribí en el borde superior de la primera página la fecha y el número de la lección. La profesora se deslizó casi en silencio desde la puerta hasta su mesa y tras dejar los libros que traía vino hasta mi lugar.

"Moi, ¿eres Dashiell?

"Sí"

"Yo soy Marja, voy a ser tu maestra de finlandés ¿Te han dicho que el curso empezó hace dos semanas? Hoy vamos a impartir la lección 5"

"Lo sé, he recibido un correo electrónico de la secretaria de la escuela"

"De acuerdo. Te he traído el material que hemos estudiado hasta ahora para que puedas ir trabajándolo en casa"

Ojeé las fotocopias mientras ella volvía hasta el centro de la clase y empezaba a hablar en finlandés.

"Hoy morkonttono lapilmossä työ aprender plural mientras lokosontotton lyon. Lento paja mottössa delimissä kotona ahora demortongotin kukka, ¿Entendéis?"

Miré a los alumnos, sus ojos clavados en la pizarra tenían una expresión inerte.

"Morkonttono lapilmossä pajote arratamiskintikomittimoskyn aprender jugando ¿Comprendéis"

"Tú, tú, tú y tú" ryhmä uno, "Vosotros cuatro ryhmä borrronkoo", "Natascha, Toji, Kazushi y Zin el ryhmä cuatro y el resto el cinco ¿Kopunkunttö?"

Me rasqué la cabeza.

Descifrar un mensaje en el que solo se entienden un 10% de las palabras era como tratar de resolver un puzle al que le faltan la mayoría de piezas.
Decidí ponerme junto a las tres chicas que estaban en mi fila de mesas. El resto de alumnos se fueron agrupando cuando la profesora les empezó a realizar señales con el dedo índice.
En el momento que Marja estimó que todo el mundo estaba preparado encendió un proyector de diapositivas, en la primera se mostraba a una mujer sonriente y debajo la palabra "Nainen".

"Nainen" dijo Marja.

El segundo dibujo eran 5 mujeres bajo cuyos pies se encontraba escrito "Naiset"

"Naiset" exclamó Marja

La tercera era una mesa "Pöytä".

La cuarta cinco mesas "Pöydät".

Un edificio, varios edificios, una flor, varias flores, un caballo, varios caballos y así sucesivamente hasta que la  última diapositiva mostraba dos columnas de letras:

kk---k
pp---p
tt----t
k--- (-)
p----v
t---- d
nk---ng
mp--mm
nt---nn
lt----ll
rt---rr

"Nosotros torokontöö asconssä sini  hacemos plural  añadiendo -t excepto poronkono con números, entonces -a, ¿Entendéis?"

"¿Podría repetirlo profesora, no se si lo he comprendido?" dijo alguien con acento americano desde el otro extremo de la clase.

"Claro, Nosotros torokontöö asconssä sini  hacemos añadiendo -t excepto poronkono con números, entonces -a, ¿Más claro ahora?

"Eh...si..." dijo el estadounidense poniendo cara de cero.

"Muy bien, entonces ahora prokontonkö rikiki paja lentossä porin, lo resolvéis por ryhmä, ¿Tú entiendes lo que has de hacer Dashiell?"

"Emm ¿practicar el plural con mis compañeros?"

"Exacto, voy a hablar inglés ahora porque eres nuevo en la clase. Tú y tu grupo debéis leer diferentes palabras en singular que voy a daros. Las colocáis boca arriba en la mesa y os preguntáis los unos a los otros cuál es el plural de esos sustantivos. Recuerda lo que has visto en las diapositivas, hay que añadir -t para hacerlo, es fácil, solo tienes que poner atención a la columna de cambios en la raíz de la palabra, nosotros en Finlandia no añadimos simplemente una letra al final, también alteramos la matriz , por ejemplo, "Kenkä" (Zapato) se convierte en "Kengät" (zapatos). Se ha agregado una -t pero la k del centro se ha susituído por una -g. Presta atención al diagrama que indica los cambios" dijo señalándolo. "Es fácil"

"Facilísimo" pensé "facilísimo"

"Muy bien, ahora coge este bloque de papeles y practica con tus compañeros lo que te he dicho"

Agarré las tarjetas y miré las caras de los miembros de mi grupo, situado a mi izquierda había un tipo negro de expresión serena, tenía dos inmensas cicatrices en la cara y un halo de bondad en los ojos, junto a él una mujer oriental de tez tostada que le sonreía constantemente al suelo y a mi derecha una chica que podía provenir de cualquier lugar de Europa.

Extendí los papeles con los sustantivos sobre la mesa:

"Mikä on tämän sanan monikko?" (¿Cuál es el plural de esta palabra?") dije mirando al chico negro mientras señalaba al mismo tiempo una de las tarjetas.

"Yes" respondió.

"Hay que decir cuál es el plural" aclaré.

"Yes, plural"

"Si, sí, plural, ¿Puedes decir el de esta palabra?"

"Plural, plural"

"Si, es eso lo que has de hacer, pero aplicándolo"

"Plural, yes"

"¿Tú sabes lo que es plural?"

"Yes, yes, plural"

La conversación estaba derivando en algo más inútil que un Wiimote.

Miré a las dos chicas del grupo tratando de encontrar alguna clase de ayuda puesto que el tipo negro había entrado en una especie de turbulencia  de la que no podía salir.

"Plural, plural"

"¿Dónde cojones estaba la profesora?" me dije mientras sonreía al africano como un capullo.

"Si, plural"

La chica rubia de Europa se volvió hacia mi con lo que aproveché para preguntarle que significaba "kapea" uno de los adjetivos impresos en los papeles. No me contestó de modo que repetí la palabra en dos ocasiones más y señalándola "kapea, kapea".

El gesto la hizo reaccionar y abrió su diccionario, tras unos segundos empezó a sonreir, había hallado la respuesta y la mantenía apuntada con su dedo índice.

Alargué el cuello "kapea=i ngushtë"

"¿Pero que caraj...?" dije

Le cogí el libro y miré la cubierta. "Diccionario Finlandés-Albanés/Albanés-Finlandés"

"No me jo..."

"Yo no dronkonto inglis" dijo la chica "yo dronkonto un poco finlandese"

Cómo iba a poder comunicarme con tres personas de idiomas nativos diferentes y que no dominaban el inglés estaba más allá de mi imaginación.

"Ok" exclamé mirándola e intentando mezclar el lenguaje de signos, algo del idioma internacional de Shakespeare y un poco de mi horrible finés.

"Yo ask tú what porronkö es plural de this palabra"

La chica me miró como a un enajenado.

"Vale, una kukka" dije señalando el sustantivo que en finlandés significa flor"¿What es plural kukka? ¿Lenossä kukat?"

"Kukat, yes, kukat kyllä flowers, kukka not very flowers" dijo

"¡¡Sí, sí, kukat  más de one flowers, kukka only one flower!!" exclamé con felicidad.

"Kukka flor, kukat flores" dije al chico negro.

"No kukka yo, ni kukat" respondió

"No, tú no, tú hombre tu "Mies" que en plural....¿se convierte en?"

"No kukka yo. Yo hombre"

"Ya, tú very hombre, no kukka. pero ¿Tú saber muchos hombres cómo decir?"

"No conocer koronku otros hombres aquí solo a mi amigo Timongo"

"No digo personalmente, estamos practicando uno y varios, "Mies" es singular (hombre "Miehet" es plural (hombres)"

Me miró como un Tedax enfrentándose a cien cables de colores distintos. La explicación estaba resultando más futil que intentar el reflote de un videoclub.

Me di la vuelta hacia la mujer asiática.

"Pöytä (mesa) ¿Cuál rokon tokon plural de "pöytä"? Le pregunté.

"Uoiart"

"¿Cómo?"

"Uoiart"

La oriental había entendido el juego pero su fonética era completamente distinta, los sonidos que ella realizaba no eran ni por asomo los de la solución correcta.

"Pöytä, pöydät" dije

"Uota, uoat" respondió

"No, Pöyta, pöydät"

"Uoa, uart"

Iba a ser complicado, lo único que yo sabía de Tailandés era que su capital, Bangkok, se llamaba en realidad


"Krungthepmahanakhon Amonrattanakosin Mahintharayutthaya Mahadilokphop Noppharatratchathaniburirom Udomratchaniwetmahasathan Amonphimanawatansathit Sakkathattiyawitsanukamprasit" 


Ostentando por ello el record al topónimo más largo del mundo.

Teniendo en cuenta la situación llamé a la profesora para que utilizase sus habilidades pedagógicas haciendo valer su experiencia universitaria. La finlandesa acudió rápidamente y se puso a hablar con la chica.

"Pöytä es singular, Pöydät plural" dijo aclarando los términos y señalando a los dibujos de una mesa y varias mesas.

"Uota, uoat"

"No, Pöytä" repitió Marja mientras vocalizaba a la perfección

"Uoa"

"Pöyta, mesa"

"Uota"

"Repite Pöyyyytttääää"

"uoooortaaaaaaaaaaaa"

"Di esto: Pöyyyyyyyyyyyyyytttääää"

"bbbbuoooortaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa"

"Fijate, te marco los sonidos: Pöyyyytttäääääääääääääääääääääääääääääääaääää"

"uoooortaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa"

Marja alargó más y más las sílabas hasta un punto insólito.

"Pööööööööööööyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyytttäääääääääääääääääääääääääääääääaääää"

Pero la tailandesa simplemente hizo lo mismo.

"uuuuuuuuuuuooooooooooooooooooooooooootttttttttttttttttttttttttaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa"

"Pööööööööööööyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyytttääääääääääääääääääääääääääääääääää"

"uuuuuuuuuuuooooooooooooooooooooooooootttttttttttttttttttttttttaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa"

Habían entrado en un bucle espacio-temporal del que no podían salir y que empezó a retrotraerme a mi experiencia en Islandia.

"Uoooooooooortaaa"

"Pöyyyyyyyytttääää"

"Uooooooooortaaa"


"Pööööööööööööyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyytttääääääääääääääääääääääääääääääääää"

"uuuuuuuuuuuooooooooooooooooooooooooootttttttttttttttttttttttttaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa"


Tras cinco intentos más dejé de escuchar, solo oía el zumbido de las palabras colándose en mi mente como avispas.

"Zuuuuuuuuuuuuuuuuuuummmmmmmmmmmm"

"Zuuuuuuuuuuuuuuuuutttttttttttttttttttttttttttttttttttt"

"Buzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzz"

"Zuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuyyyyyyyyyyyyyuuuuttttttttttttttttttttttttttttttttttt"

"Bueno, vamos a pasar a otra cosa" resolvió sabiamente Marja que empezó a hablar de nuevo en finés.

"Toronssä pörönssä kuki  nyt, ahora vais a leer firnig torossä pahässä toha piha cuento de Punahilkka oko?"

La maestra distribuyó una serie de hojas a cada grupo. Las miré, se trataba de un cuento corto con grandes y divertidos dibujos. Era "Caperucita roja", debíamos turnarnos leyendo cada uno de nosotros un párrafo diferente.

Empezó la albanesa:

"Olipa kerran pieni herttainen tyttö, jota kaikki ihmiset rakastivat, mutta eniten kaikista häntä rakasti hänen mummonsa, joka ei tiennyt mitä kaikkea hyvää hän olisi antanut suloiselle lapselle" 

Continuó el chico africano:

"Kerran hän lahjoitti tytölle punaisen hilkan, ja koska se oli kovin soma, ei tyttö tahtonut mitään muuta päähinettä enää käyttää, ja siksi häntä ruvettiin sen jälkeen kutsumaan Punahilkaksi"


Luego yo:


"Eräänä päivänä äiti sanoi tytölle:
"Kuuleppas, Punahilkka, tässä on palanen kakkua ja pullo viiniä, vie ne mummolle. Hän on sairas ja huonoissa voimissa ja tarvitsee hiukan virkistystä."



Le tocó el turno a la mujer de Tailandia:


"Uoajatotorongo ronhosorojoto uana uonnolo Uoajato torongo ronho sorojoto uana uonnolo oajato torongo ronho sorojoto uana uonnolo"Uoajatotorongo ronho sorojoto uana uonnolo oajato torongo ronho sorojoto uana uonnolo"


No podía apenas seguirla a pesar de estar leyendo lo mismo que ella para mis adentros. Su fonética y entonación eran endiabladamente diferentes.
Cuando ella terminó la chica albanesa solo pudo retomar la lectura desde una mera aproximación al punto exacto.


Las rondas siguieron hasta que acabamos con la narración.


"Kurkotellessaan ja pitkää kaulaansa venytellessään se menetti otteensa katosta ja luiskahti mäiskähtäen sammioon ja hukkui siihen paikkaan! Punahilkka palasi illan tullen iloisena hypähdellen kotiinsa - eikä kukaan enää ikinä tehnyt hänelle mitään pahaa!"



Marja vino enseguida.


"Poronkotö kukako el cuento?" preguntó la profesora. ¿Cómo se llama en Albania este relato?


"La historia de Kuqecapuç" llamar nosotros" dijo la rubia.


"Dashiell ¿Ja Espanja?"


"Lo conocemos como el cuento de Caperucita Roja"


"Zuin, y en tu idioma, ¿Cómo se dice?"


La chica oriental sonrió con timidez.


"¿Cómo se llama? ¿ Tenéis la historia de Punahilkka en tu país?"


"Punahilkka"


"Si, sí, la historia de Punahilkka ¿La tenéis? La de este cuento..."


"Cuenco"


"No cuenco, cuento"


"Cueno ese"


"No cueno, cuento, el de Punahilkka, Caperucita roja ¿Lo tenéis...? Imagino que no"  dijo la profesora desesperándose 


"¿Cuenoo ese?Ahhhh Chi, chi, notros temer, nsotroois llamar: "La gistoria de niñaa Rapuuntikuntimurrukikopimpakonntikirapuntintirapuntititiititititiititrapunti"


La maestra se quedó mirándola.


No iba a ser fácil.





49 comentarios:

Folken dijo...

Vivo en Camboya y debo decir: True Story

monttse dijo...

jajajajaajajajajja Ay que risa.... que arte!

^_______^



Mucha suerte con el finlandés.

Sergio dijo...

De verdad, hay que tener arte para escribir algo así.

Muy divertido, espero impaciente las siguientes. :)

Anónimo dijo...

Jajajajjajajaja

REHTSE dijo...

XDD qué bueno, vaya paciencia has de tener...

Aorijia dijo...

Menuda empresa la de aprender finlandés... Hace tiempo lo intenté pero desistí. Quizás insista: El idioma lo merece. A mi me suena precioso.

Aprender idiomas en entornos reglados no es lo mío. Tantas edades, orígenes, actitudes y aptitudes mezcladas me acaban haciendo perder la paciencia y estudiar por mi cuenta.

Y paciencia, al parecer, vas a necesitar un rato, Dashiell ;-) Suerte.

Belarmino dijo...

Estuve estudiando finlandés un año en los Estados Unidos. En principio, yo me había apuntado a islandés, por aquello de que me doctoraba en germánicas y me interesaba. Pero como aquel semestre no iban a ofrecer islandés en la universidad por ausencia de alumnos suficientes, me dijeron simpáticamente en el seminario que el finlandés también era una lengua muy bonita, y me animaron a matricularme.
Me dejé convencer, pero ya en la primera clase me apabullé cuando le pregunté al profesor que cuántos casos tenía el finlandés. Su respuesta fue que eso prefería no decírnoslo aún para no desanimarnos.
Aprobé aquellos dos semestres y conseguí los créditos que necesitaba, pero nunca me he sentido tan absolutamente imbécil aprendiendo un idioma ni tan en desigualdad de condiciones con los otros compañeros de curso (una lituana, un ruso y dos estadounidenses que habían vivido un semestre en Helsinki).
Ya nos contarás cuando llegues a la negación. Muchos ánimos y que te sea leve.

Manu dijo...

Delirante. Y qué risas. Pero acojona pensar lo que te espera.

Anónimo dijo...

Si uno trabaja en Finlandia y lo necesita, bien, pero aprender por hobby un idioma que hablan poco mas de 5 millones de personas? for what? ademas de que es un idioma de paletos.

Nitu dijo...

juaaaaa como me he reido compañero Dashiel, efectivamente a medio relato he pensado inmediatamente lo que tu has comentado , la misma historia en tu clase de Islandia .

Ashri3l dijo...

Santa paciencia Dashiell,veo que te vas a "divertir" bastante.Me he reido mucho con tu entrada,me gusta esa faceta de humor tuya.Un saludo y

Aorijia dijo...

"Aprender por hobby un idioma que hablan poco mas de 5 millones de personas?"

Eso me decían cuando empecé a estudiar noruego en la universidad, allá por el año 2000.

10 años después, puedo decir que hablar noruego ha sido directamente responsable de las mejores oportunidades (académicas y laborales) de mi vida, y sigue hoy día siendo responsable del 90% de los fondos de mi cuenta corriente.

Con el finlandés, será tres cuartos de lo mismo. Aprender lenguas nunca, nunca es malgastar el esfuerzo (¡y mucho menos si vives en el país, coñe!).

Harry Callahan dijo...

Jajajajajajaja, BUENÍSIMO!

Creo que efectivamente va a resultar más difícil que reflotar un videoclub, pero de Betamax.

Lo bueno es que si sigues explicando anécdotas como esta vas a generar una felicidad inversamente proporcional a la tuya propia. Sé altruista.

Kenneth Figuerola dijo...

Que bueno !!

La sensación de sentirse idiota la he tenido unas cuantas veces estos últimos tiempos....

Mira que estudié noruego antes de venir a Bergen, pero aquí te encuentras con una infinidad de dialectos... además que hablan rapido. Me siento como en un partido de tenis mirando de lado a lado, siguiendo o intentando seguir la conversación.. traduciendo palabras sueltas y intentando hacerme una idea de lo que se habla. La verdad que los primeros dias fué desesperante.

Alejandro Santacreu Alfonso dijo...

Me he reído mucho.

Kiitos!!!

lilith84 dijo...

Qué grande!
me has recordado a mis aventuras en la Volkhochschule de Düsseldorf!
Cómo tu, yo también viví en el exhilio en una tierra cuyo idioma desconocía y si, escenas como estas són míticas XD
Ay qué lástima que tuviera que regresar de esas tierras :_( , a ver cuando puedo exhiliarme definitivamente.

Israel dijo...

Como bien dicen por ahí aprender un idioma nunca es tiempo perdido. Te acerca a otras culturas y lo que ello conlleva: gastronomías, forma de ver la vida, etc. Además te integra.

Empecé 8 años a aprender sueco por gusto. Y Suecia se ha convertido en mi destino preferido y mi fuente de ingresos actual.

Eso sí, yo odio las clases regladas. Por mi cuenta avanzo más, o por lo menos, a mi ritmo que tras unos cuantos idiomas aprendidos es bastante alto para algunas cosas como memorizar palabras con verlas un par de veces.

Ahora mismo aprendo húngaro (otro lenguaje diabólico) de forma autodidacta y viviendo en Hungría :D

Animo a todo el que quiera aprender un idioma que se lance al país en cuestión. Es la manera.

ClaveDeSol dijo...

Me he partido de la risa, del mismo modo que me ocurrió con la entrada del idioma islandés... BUENÍSIMOOOOOO!!!

L. dijo...

Me he partido el ojete :D

Anónimo dijo...

Genial. Gracias por esta entrada.

Roberto dijo...

Aún recuerdo mis dos primeras clases de húngaro, con la profesora explicándonos la historia de un cuervo y no sé que rey... ¡en húngaro! Cinco años más tarde lo único que puedo decir es "hola", "perdón" y "tres cervezas" ;)

Marta Comesaña dijo...

Buenísimo, me he sentido totalmente identificada! pero no contigo, con el negro!! jajaja, pobrecillo...

Lucas dijo...

estoy llorando de risa!!!

Mixi dijo...

jajajajajaja

Hola, llevo un par de semanas leyendote, me encanta como narras y esta entrada me ha hecho llorar de risa. Desde luego el finlandes es un idioma sumamente dificil.. menudas anegdotas. XD

Anónimo dijo...

Fantastico relato!. Muy divertido. Gracias!.

cristobal ramirez dijo...

Realmente es crónica digna de Julio Camba.

cristobal ramirez dijo...

Realmente, es una crónica digna de Julia Camba.

monttse dijo...

Dashiell, esta entrada aparece publicada el 14 de junio pero es más antigua, no?

Borja dijo...

En efecto, esta entrada es antigua y aparece publicada como actual :_) imagino que la habras actualizado con algo... pero vamos, por si te das cuenta y quieres/puedes cambiarlo :)

Un saludo,
Borja

lifeinhelsinki dijo...

Moi moi!
Jajajaja me recuerda mis clases de finlandés. Un amigo mio que estaba en clase también llegó a poder construir la frase "minä rakastan minua" que significa "yo me quiero" jajaja que risas

Laura dijo...

Ya que ha sido reflotada aprovecho para comentar.

No, no es perder el tiempo aprender un idioma "poco popular" porque precisamente con esos países se pueden hacer grandes negocios(otra cosa es que quieras aprender mongol). Y cuanta más gente piense que aprender los idiomas nórdicos es perder el tiempo, más oportunidades para el que se lanza a hacerlo, así que, seguid así y darle duro al inglés que no lo habla todavía ningún no-angloparlante *sarcasmo off*.

A los que aprenden por su cuenta, ¿escogen algún libro en concreto o algo?¿Cómo os organizáis?

Anónimo dijo...

Yo por eso estudiaré toki pona, el único idioma que se aprende en un fin de semana :D
Algo bonito del toki pona es que te ayuda a ser más sencillo en tu forma de explicarte, ser simple en tu forma de hablar te habría ayudado a comunicarte con esa gente que no habla mucho inglés.

Anónimo dijo...

Qué risa... Yo viví una situación similar en clase de Alemán (en España, años ha), con una chica cubana: era incapaz de repetir lo que le decía la profesora. Ni siquiera cuándo le decía: "fíjate, esta consonante con esta vocal se dice X, y luego estas dos Y, y si lo juntas...". Por supuesto, tras un mes de clases, a 2 clases semanales, no volvimos a verla.

Anónimo dijo...

Buenisimo, me he reido un uoooortaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

Michael Andreuzza Vega dijo...

Buenas noches desde Helsinki, yo tambien he estado 3 meses,( mañana causualmente mi ultimo día ) estdiando Finlandes en Arbis, la escuela sueca de Helsinki,detras del parlamento.Me siento muy dentificado con la situación.Eso si, me reido a más no poder, haha gracias por estos ratos se agradecen.Un Vasco/Italiano nacido en Londres criado en Torrevieja,Alicante....

Saludos de Helsinki, agur y tal...

Unknown dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Carmila dijo...

Que show, por suerte en mi clase todos hablaban bien ingles, pero no llegue a aprender mucho más que las malas palabras. Lastima que no habia algun curso intensivo por 3 meses o algo para aprender mejor. Creo que en realidad si una se va a los bares con amigos fineses se aprende mejor que en las clases

Anónimo dijo...

Muy divertido, me he reído mucho, yo también estoy aprendiendo finlandés y es es el idioma más difícil al que me he enfrentado , y eso que ya aprendí antes alemán, pero por comparación el alemán es un juego de niños.

Anónimo dijo...

Te ootte kaikki homppeleita, Urho Kaleva Kekkonen FTW!!!

Anónimo dijo...

Jajajaja, me he reído muchísimo.

He de decir que estoy aprendiendo finés desde un blog que lo explica todo muy bien. Aún soy joven, pero tengo pensado estudiar finés en clases cuando vaya a la universidad en Barcelona. Sé que es un idioma complicado, desesperante en el intento de aprenderlo y muy complejo y diferente al español, pero es una lengua que me apasiona, y me gustaría pasar un largo tiempo en Finlandia cuando pueda. De momento sé cosas básicas, pero espero algún día poder hablarlo fluido. Y no lo considero inútil.

Anónimo dijo...

Yo entiendo bastante el finés ya que, en veranos de los años 50 estuve trabajando en industrias finlandesas, como estudiante de ingeniería en prácticas. Considero que el finés no es tan difícil como se cree y vale la pena conocerlo, ya que tienen una literatura extraordinaria con el poema épico Kalevala y magníficos escritores como Alexis Kivi, Sillanpää (premio Nobel), Mika Waltari, Elias Lönröt, Paasilinna, etc. Decir que es un idioma de "paletos" demuestra una ignorancia supina. Ya quisiera yo que en España tuviéramos una literatura contemporánea tan buena como la Finlandesa que no está todavía traducida. Finlandia es el país con mejor educación de Europa y yo animo a los que puedan ir a trabajar allí que aprovechen la oportunidad (necesitan personal de enfermería e investigadores). Como casi todos entienden y hablan inglés, no es necesario aprender finlandés para empezar. ¡Pero quien viva allí que no deje de aprenderlo!

Anónimo dijo...

No he parado de reír.
Me recordó mucho a mis primeras experiencias en Finlandia. Al principio me costó demasiado comenzar a aprender la lengua porque la gramática es tan compleja que roza con lo ridículo, pero te vas acostumbrando.

Muchas personas (incluso finlandeses) suelen preguntar por qué pasar semejante calvario aprendiendo un idioma cuyo número de hablantes apenas y pasa de los 5 millones. A mí no me importa: si vives en el país, una forma de mostrar interés y respeto por su cultura es aprender el idioma.

Tienes un muy buen blog: ¡Enhorabuena!

Alejandro V.

Alberto Pérez Bondía dijo...

Muchísimas gracias, kiitos por este rato de risa total como hacía mucho tiempo xD Si sabes finés, igual este vídeo te haga gracia(es el primero que veo en finés, palabra, estoy aprendiendo con un colegui), yo no entiendo nada pero me parto, va de un curso de finés para supermodelos, o algo... http://youtu.be/6AhymRRxd7U Un saludo!

Anónimo dijo...

gracias por hacerme reir
yo tambien estoy aprendiendo el fines si que es dificil

Anónimo dijo...

jajaajjajja buenísimo! no he parado de reír, yo estoy intentando aprender el idioma de manera autodidacta, pero es bastante complicado!

Mikeyla Gamboa dijo...

Jajajaja que chistoso, es muy complicado cuando son de varios paises. Yo quiero aprender Finlandes pero no se como xD

Mikeyla Gamboa dijo...

Jajajaja que chistoso, es muy complicado cuando son de varios paises. Yo quiero aprender Finlandes pero no se como xD

Anónimo dijo...

Me encanto.Me rei tanto que mis hijas me miraban y no entendian nada.jaja

Anónimo dijo...

jajajajajajajaja, me encantó la manera de relatarlo, lloré de la risa, jajajaja. Exitos desde Uruguay

Publicar un comentario